viernes, 7 de junio de 2013

¿Que edad tiene mi Espíritu?

Como hemos expresado en otras ocasiones, este blog tiene por objeto ayudarnos a comprender nuestra verdadera esencia.

La idea es que juntos razonemos, reflexionemos y comprendamos la realidad de nuestro Espíritu.
Muchos de los textos que presentamos, obra del Maestro Allan Kardec, son el fruto de años de investigación y reflexión por parte del mismo para que hoy y en todas las épocas venideras nosotros podamos adentrarnos en este nuevo conocimiento.
El camino que recorremos ya tiene algunas premisas, en primer lugar hemos comprendido que nuestro ser esta compuesto esencialmente de un cuerpo y un espíritu, que el cuerpo es orgánico y por lo tanto perece como toda la materia orgánica, y el espíritu es inmaterial, existe antes del nacimiento y una vez terminada la encarnación retorna al mundo Espiritual al cual pertenece; continúa su vida normal recuperando, según su elevación, todas sus facultades. Va despertando de apoco y va recobrando su memoria espiritual, esto es, comienza a recordar todas sus existencias, y por ende comprende que su realidad espiritual es muy diferente de la que recordaba mientras estaba encarnado.

De a poco toma conciencia de todas sus facultades, de todas sus experiencias, de todas sus virtudes y por sobre toda las cosas de todos sus errores. Y resulta de esto que una persona que en su vida fue un sencillo obrero, sin mayores pretensiones, padre de familia, compañero de trabajo, cuando regresa a la vida espiritual es un espíritu de cierta elevación con variados aprendizajes que le fueron vedados durante su vida actual, porque en esta existencia solo debía desarrollar tal o cual aptitud.
Ustedes se preguntarán a donde queremos llegar y les diremos que una de las cosas que aprendimos, junto con todo esto, es que la persona que hoy tenemos cerca nuestro, que no brilla por ninguna cualidad intelectual, artística, científica o moral, puede ser en realidad un espíritu mas elevado que nosotros y no tenemos la posibilidad de darnos cuenta.
Pero hay casos en los que la Ley Natural deja entre ver estas cuestiones para llamar nuestra atención, para que reflexionemos y pensemos: por ejemplo, ¿de donde provienen las facultades extraordinarias que tienen ciertos niños a muy temprana edad?, porque todos sabemos el tiempo que nos lleva a cualquiera de nosotros aprender, comprender y ejercer tal o cual profesión o arte. Con nuestras facultades podríamos decir "normales" transitamos nuestras vidas y nos perfeccionamos todo lo que nuestras fuerzas y esfuerzos nos permiten.

video

Pero ellos tienen ese "don", esa facultad de forma innata, diríamos "la traen con ellos". Y entonces reflexionamos: ¿de donde salen esos conocimientos, esas facultades?¿a caso Dios los creo a ellos mas perfectos?¿seria justo si así fuera?¿que objeto tiene que ellos puedan desarrollar semejantes facultades si las van a perder una vez que la vida se extinga?...y así siguen nuestros interrogantes.
Hoy, a través del conocimiento Espirita, podemos entender mejor todos esos interrogantes, dado que tenemos a nuestro alcance una respuesta lógica que el solo razonamiento nos lleva a comprender.
El espíritu en su infinidad de existencias va adquieriendo conocimientos morales, intelectuales, científicos, de arte, etc, y los va perfeccionando según sus posibilidades hasta el punto en que en algunos de ellos pueden llegar a ser brillante, pero Dios en su infinita bondad y misericordia todo lo preve y no permite que nos desarrollemos mas en un punto que en otro, debemos ir buscando el equilibrio, porque si, por ejemplo, desarrollamos mucho nuestro intelecto y no lo acompañamos del desarrollo de la moral todo aquello que aprendemos lo emplearemos para nuestro propio beneficio, sin importarnos si ello perjudica a los otros.
La mayoría de esas mentes brillantes que desde tan pequeños nos muestran toda su grandeza son espíritus avanzados que han venido a nuestra Tierra para marcarnos un rumbo, cada cual aporta su granito de arena, pero todos nos enriquecemos con sus aportes.
Unos vienen a enriquecer nuestras artes, nuestras ciencias, otros a enriquecer nuestra moral, y desde muy pequeños nos muestran sus señales de superioridad.
Cada vez que vemos un niño prodigio hay una persona que despierta su deseo de saber, de expandir su mente y comprender porque ocurre aquello. 
Para concluir diremos, no importa la edad de nuestro cuerpo, el espíritu que habita en el puede tener todo o ningún conocimiento. Muchas de las veces los niños que encarnan en nuestras familias son seres superiores a nosotros que vienen a acomparñarnos a enseñarnos el camino a transitar, por ello nos maravillamos de sus expresiones, de sus conocimientos, mas, sabiendo que nosotros no se los hemos impartido.
video
Todas las verdades están frente a nuestros ojos, solo tenemos que aprender a verlas, a reconocerlas.

5 comentarios:

  1. soy jerry pantanali y tanto allan kardec,la biblia,jesus,jehova,moises budismo,teosofia,hinduismo,nueva age,etc....son falacias del ser humano temeroso de la muerte.lo evidente y cierto es lo que vivimos.algunos son felices,queridos,amados,ricos y otros como en mi caso todo lo contrario.en la vida no existe el merito ni la virtuosidad,ni el estudio,ni el deseo de progreso,pues siempre habra alguien mas inferior que uno que tendra amores,vicios,riquezas,maldad que disfrutara de todos los placeres mundanos y no lo merece y uno sufre.el ejemplo son las mujeres y ellas los eligen y a uno lo deshechan.todos al morir terminan como abono y no hay nada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Jerry, gracias por dejar su comentario.
      Con todo respeto a su posición ante esta cuestión solo puedo decirle que el estudio serio y profundo de la Codificación Espirita podría otorgarle las respuestas a su dolor; si usted pudiera por un momento olvidar lo que piensa y siente hacia la vida y abre su corazón vera que podrá encontrar el consuelo que necesita.
      La doctrina Espirita ofrece al hombre la posibilidad de mirar la vida desde otro punto de vista. Si usted pudiera comprender la realidad de su alma y el propósito de la vida desde esta nueva visión, podría comprender porque su vida se ha dado de esta forma, y porque lo que a nuestros ojos aparentemente es injusto, no lo es. Yo no le temo a la muerte porque se que la vida solo es un pasaje, un instante en la vida real del espíritu. Lo que vivimos en cada existencia tiene como unico objetivo nuestro aprendizaje y evolución, aún cuando usted vea que algunas personas tienen una vida que poco podria ofrecerle de progreso, todo tiene una finalidad y a esa persona esa existencia le otorga las herramientas necesarias para su progreso como a usted, como a mi.
      Detrás de muchas sonrisas aparentes existe un dolor profundo. Afrontar la vida con optimismo y resignación nos ayuda a ser un poco mas felices porque de esa forma el peso del dolor no doblega nuestras fuerzas.
      Preste atención y verá que los "felices" de esta tierra en realidad no lo son. Sus miserias son aún mas dolorosas que las nuestras.
      No pretendo decirle que hacer, mi intención solo es poder ofrecerle lo que a mi me a dado la fortaleza necesaria para transitar esta vida que para todos y cada uno es muy dolorosa.
      Un abrazo fraterno y el deseo de llegar a su corazón.
      Natalia.

      Eliminar
    2. no comparto lo que dice natalia,pues es facil decirle a alguien que acepte con resignacion sus males y que los que disfrutan de la vida como es (sexo,dinero,vicios etc,,,)son infelices.natalia en lugar de ayudar empeora,pues no tiene como demostrar su teoria.soy estudioso del tema de la metafisica,espiritismo y no he hallado ninguna prueba consistente.kardec,denis,brabasky y demas perjuran hechos que no pudieron demostrar.si natalia tiene alguna evidencia la invito que sin mentiras la vuelque aca.pienso que la vida es una sola y no soy religioso.la suerte en la vida de una persona depende mucho de la apariencia propia.un ejempro; un hombre bien parecido tendra una fila de mujeres deseosas de tener sexo con el y si natalia dice que no seria hipocrita,ese hombre aumenta su autoestima y confianza y si tiene inteligencia sera afortunado en la vida.en cambio si un hombre nace gordo como en mi caso encontrara en la vida una larga fila de mujeres que lo rechazaran,eso bajara su autoestima y confianza y sera infeliz en la vida.la diferencia lo hace el dinero pues no tiene fealdad.la vida es simple cada uno tiene lo que se merece y al morir todo termina y se acabo.por eso digo que hacer bien o mal,es lo mismo ya que nadie nos condena ya que dios no existe.aquellos que dicen lo contrario es por una necesidad de trascender como dice el sr pantanali.la 4ta dimension en donde supuestamente estarian los muertos es un teoria sin fundamentos.solo existe la 3ra dimension,la nuestra y nada mas.de todas forma respeto la opinion de la sta natalia,yo tambien lei el libro de los espiritus y a leon denis,lei la biblia,conozco los fundamentos del budismo ,taoismo,hermes trimigisto,y mucho mas.ahora si natalia tiene evidencias propias y no lecturas o sugestion psiquica entonces creeria.saludos desde la tablada ALBERTO RUBEN EMANUELE

      Eliminar
    3. Estimado Alberto, acepto y respeto su opinión al respecto y me animo a decirle que esencialmente nuestra diferencia radica en la forma en que vemos y comprendemos la vida. La Doctrina Espirita puede ofrecerle una visión espiritual de la vida, puede ampliar el rango de visión de los males y los bienes que poseemos pero me temo que usted esta buscando un respuesta material a su problema. Esta diferencia en la visión de la vida hace que el consuelo que podamos encontrar sea insuficiente para uno u otro. Para usted, según expresa, la felicidad pasa por poder tener dinero, sexo, inteligencia, etc., y para mi todo eso tiene un valor relativo. Si es verdad que para poder vivir necesitamos de la materia y ello incluye a todo esto pero el poseerlo no garantiza ni otorga la felicidad.
      Si yo no tuviera el dinero suficiente para poder subsistir seguramente estaría sufriendo mucho, si yo no tuviera la capacidad de poder desarrollarme por mis propios medios y dependiera de la ayuda de los demás también sufriría mucho, y si me faltara el afecto de las personas que me rodean, me sentiría muy sola. Pero le puedo asegurar que con la comprensión de la vida que me ha otorgado esta maravillosa Doctrina no se me ocurrirá jamas culpar a Dios por mis infortunios o pesares. Porque aprendí a preguntarme ¿por qué? ¿por qué estoy pasando por esta situación? ¿por qué no puedo lograr algunos objetivos? ¿acaso Dios es injusto porque yo me lo merezco? si no le he hecho mal a nadie ¿por qué no puedo salir adelante?¿por qué Dios, o quien creemos nos ha creado, hace a unos mas afortunados que a otros, cuál es el objetivo de ello? y el razonamiento y el estudio me dan las respuestas...y le digo además para que vea que en algún punto nos parecemos, yo también tengo exceso de peso, soy una persona solitaria y no he podido encontrar una persona con la que pueda formar una familia y eso no me llena de rencor ni me hace creer que Dios es injusto. Gracias a esta Doctrina he podido reflexionar, he podido ponerme a pensar ¿por qué?¿que es lo que no me deja lograr ese objetivo? ¿Acaso los demás tienen la culpa de que yo no pueda controlar mis impulsos y la comida sea un salida para no afrontar mi verdadera necesidad, acaso los fracasos en mis relaciones son siempre culpa del otro?¿que le doy yo al otro para que desee estar a mi lado?¿le proporciono paz, armonía, el amor suficiente como para que esa persona sienta el deseo de querer compartir toda una vida a mi lado?¿Sé relacionarme con mis pares o quiero que todo el mundo haga lo que a mi me parece?...etc.
      Todo esto que le digo estimado amigo se lo digo con todo el respeto que siento por usted y cada persona que lee este blog.
      No hay teorías que comprobar, hay sentimientos que hay que dejar de lado, hay sentimientos que hay que dejar que crezcan y se expandan como una bella flor para que puedan sentir el aire fresco del amor.
      No se trata de creer o no si existen los espíritus, se trata de poder comprender el verdadero sentido y objetivo de la vida. Porqué nacemos, vivimos nuestra vida, llena de alegrías o tristezas, convivimos con otros pares, avanzamos, retrocedemos, aprendemos o nos llenamos de rencor, ¿para qué?¿que objeto puede tener la vida si cuando muero todo eso se desvanece en el olvido, se pierde en la materia? Se confunde en el lodo con el resto de la materia. ¿A quién se le ocurriría pensar en semejante capricho?
      Muchas de las doctrinas que usted a mencionado leer contienen grandes verdades y consuelos, pero para poder descubrirlos hay que sensibilizar el corazón, abrir la mente y sentir el deseo sincero de querer salir adelante.
      Lo saludo con un fraternal saludo y lo invito a escribir a nuestro e-mail: amorfraternal@yahoo.com.ar para poder seguir dialogando y enriqueciéndonos.
      Natalia.

      Eliminar
    4. Hermano Jerry Es innegable el daño que todas las religiones han hecho a la humanidad; pero el progreso del hombre es innegable. Este progreso no ha sido solo en el avance de lo material sino también dentro de ese plano espiritual que siempre se ha manifestado y que muy pocas personas se han preocupado en investigar. particularmente yo no me considero una persona religiosa pero mi vida ha transcurrido dentro de muchas áreas, y la experiencia me ha llevado a constatar la verdad que enseña el espiritismo independientemente que esté matizado de ciertas consideraciones que podrían caber dentro del campo de la religión como es el caso del espiritismo kardesiano. Creo que siempre debemos darnos a nosotros mismos una oportunidad de estudiar una materia en donde, si la tratamos objetivamente y sin prejuicios, podemos encontrar las explicaciones que necesitamos para la estructuración o reestructuración de nuestras vidas.

      Eliminar